viernes, 4 de abril de 2014

Reseña: Cuando yo tenía cinco años, me maté - Howard Buten

Cuando yo tenía cinco años, me maté || Howard Buten
Blackie Books || 2013

Burt sólo tiene ocho años, pero su pequeño corazón ya ha conocido grandes sentimientos. Demasiado grandes. Demasiado fuertes. Ahora vive recluido en un Centro de Internamiento Infantil por lo que le hizo a Jessica. Solo, contra la estupidez de los adultos que convierten sus sueños en síntomas clínicos y su amor en un delito. Solo, en una fortaleza de silencio. ¿Quién lo sacará de allí? Pura emoción, en una prosa maravillosamente conseguida. 

Opinión Personal (sin spoilers)

Cuando yo tenía cinco años, es, sino me falla la memoria, el 3r libro que leo escrito desde el punto de vista de un niño. El primero de ellos fue 'El niño con el pijama de rallas', y fue precisamente la narración, lo que no termino de engancharme. El 2º, en cambio, fue 'La habitación', de Emma Donoghue, y a pesar de estar escrito desde el punto de vista de un niño de cinco años, es de esos libros que cuando los empiezas, no puedes parar hasta terminarlos. Podría decirse que el de Howard Buten, es una mezcla de ambos. La lectura no se hace pesada, pero más que por la narración es por lo que la historia cuenta.

Burt es un niño de ocho años, que para mi, se siente un incomprendido. En un mundo de mayores donde sus fantasías y juegos no tienen cabida, no siente conexión con nadie, hasta que se encuentra con Jessica. Con ella nos demuestra que no es el único que se imagina viviendo aventuras, aunque nunca llegan al nivel al que las vive él. Cuando yo tenía cinco años, no es una historia de amor. No puede serlo cuando el protagonista a penas ha comenzado a vivir. Es una historia que te invita a pensar en cómo reaccionarías tú si te encuentras en una situación parecida. Al leerlo, sientes cierta conexión con Burt, pero cuando descubres lo que ha ocurrido, no puedes evitar admitir, que harías lo mismo que la madre de Jessica.

En lo que si que no hay duda, es en que el médico que debe ayudar y tratar a Burt, no hace lo correcto. El doctor Nevele no se preocupa por saber que siente el niño, no se preocupa por descubrir por qué suceden las cosas, simplemente se cierra en sus impresiones y no sabe ver más allá. Al contrario que Rudyard, que da de lleno con lo que Burt necesita.

Recomiendo la lectura de esta historia, y recomiendo hacerlo sin prejuicios, sin sacar conclusiones hasta el final de libro. Porque sin duda merece la pena.

Mi puntuación



Gracias a Rustis y Mustis Leen por el concurso

2 comentarios :

  1. Hola!!
    Me llamó mucho la atención de este libro y me ha encantado la reseña, así que me lo apunto sin dudarlo dos veces. Me parece una historia triste pero bastante original, y me encanta eso de que sea narrado a la voz de un niño...
    Muchos besos!

    Por cierto, sabes si la iniciativa Ohana sigue haciéndose? Le escribí hace unas semanas a la que lo creó y nada...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, que yo sepa si, al menos el grupo de whatsapp sigue activo... Ahora le pregunto ;)
      Y el libro está genial, espero que puedas leerlo ;)

      Eliminar

Avisa de spoilers en tus comentarios. No hagas publicidad, ni dejes cadenas, lo borraré. Para mostrar tu blog, pásate por Afiliados.
Gracias y espero verte de nuevo.

Fantasia 4.0 || Diseño © MonTse, con ayuda de los tutoriales de merysnotebook.com, loquemesaledelatecla.com, ciudadblogger y diversasyvariadas. Derechos Reservados 2016. Online desde 1 de Noviembre, 2009.